martes, 22 de mayo de 2012

BACALAO ENCEBOLLADO


Ingredientes


- 1 kg. de bacalao salado
- 3 cebollas grandes
- 3 guindillas (cayenas)
- 3 cucharadas de concentrado de pimiento choricero
- 2 dientes de ajo
- unas ramas de perejil
- unas ramas de tomillo limonero
- 1 cucharada de vinagre
- 1/2 vaso de vino blanco
- Patatas
- Cebolla 
- Aceite de oliva virgen extra


Preparación




- Poner el bacalao  a desalar 2 ó 3 días (según sean de gordas las rodajas), cambiando el agua 3 veces al día.


- Una vez que el bacalao haya desalado, sacar del agua y secar con papel absorbente.


- Picar las cebollas en juliana bien fina y poner a pochar junto con las guindillas, en un buen aceite de oliva virgen.


- Cuando la cebolla esté bien blandita, añadir el concentrado de pimiento choricero.


- Machacar en el mortero los ajos junto con el perejil. Desleir con el vinagre y añadir al guiso.


- Agregar el vino blanco y dejar cocer el conjunto unos minutos.


- Colocar el bacalaco en la salsa, con la piel hacia abajo y dejar que cueza a temperatura muy baja unos 10 minutos (debe cocerse muy poco para que no se pase de cocción y resulte jugoso). 


- Pasado el tiempo, añadir el tomillo limonero, tapar y dejar que se haga del todo con el calor residual


- Mientras se prepara el guiso del bacalao, preparar unas patatas panadera: 


- Pelar unas patatas y cortarlas en rodajas como de 1/2 cm, junto con 1 ó 2 cebollas picadas en juliana fina.


- Salar y poner en abundante aceite de oliva virgen, (tienen que quedar cubiertas de aceite) a temperatura suave para que se confiten.


- Servir el bacalao con las patatas panadera.